> PANTAGRUEL: Mujeres Sobre las Olas (Primera Parte)

fotopantagruel.jpgPANTAGRUEL

Mujeres Sobre las Olas

(Primera Parte)

Por Gabriel Eduardo Ferrusca González

yoshi_lalo@hotmail.com

* Romper el silencio

* “Mujeres (mexicanas) encomendadas por Dios”

* Un dictadorzuelo laico “excomulgado”

Desde las aguas internacionales se favorece el desarrollo respecto a mayores libertades en leyes abortivas. Women on Waves, o Las Mujeres sobre las Olas, es una organización sin fines lucrativos, procedente de Holanda.

El 25% (aproximadamente) de la población en el mundo vive en naciones con leyes abortivas sumamente restrictivas, especialmente en América Latina, África y Asia. Básicamente, en dichos lugares se hallan los países con mayor intolerancia a la libertad de elección de mujeres respecto al aborto. En algunos países, tales como Chile, las mujeres todavía son mandadas a la cárcel si se realizan un aborto ilegal. Sí, estimado lector, leyó usted bien: SÓLO EL 25% de los países en el mundo siguen sin permitir la libertad de elección en las mujeres. Es decir, el restante 75% ya lo avala. Una notable mayoría en pro de garantías de la mujer.

Así pues, Women on Waves es una institución inmersa en los derechos humanos de las mujeres que, con la noción estadística de que cada seis minutos perece una mujer (innecesariamente) en algún lugar del planeta a causa de un aborto ilegal y poco seguro, tienen como finalidad revertir la violación a garantías individuales y prioridades médicas de mujeres con embarazos no deseados y abortos insalubres a lo largo del mundo. Rebecca Gompters es una doctora holandesa, capacitada como proveedora de abortos, quien fundó en mayo de 1999 dicha organización.

colaboración de Eduardo Ferrusca

Women on Waves está próxima a cumplir ocho años de vida, al mismo tiempo que en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) se ha aprobado la interrupción del embarazo hasta doce semanas de gestación; en el mismo momento en que la Arquidiócesis Primada de México ha excomulgado al Jefe de Gobierno del Distrito federal, Marcelo Ebrard (del izquierdista Partido de la Revolución Democrática) debido al beneplácito de dicha ley; y justo cuando se ha llamado a médicos y ciudadanos a no inmiscuirse en “asesinatos” (según el cardenal Norberto Rivera, protector de padres pederastas y con un proceso penal en Estados Unidos). En este contexto, bajo las actuales circuntancias, recordemos pues la primera experiencia de la fundadora, la doctora Gompters, con abortos ilegales.

Rebecca laboraba como voluntaria en México, realizando un trabajo duro en la defensa de las garantías individuales de las mujeres. Durante su estancia, se percató del índice de mortandad de mujeres que decidían realizarse un aborto, pues las leyes no avalaban la medida por lo que se optaba por abortos inseguros.

La médica, considera que dar a luz es un suceso de gran riesgo en la vida de una mujer y, por lo mismo, se debe estar totalmente segura de querer engendrar a un hijo. Por lo anterior, y al notar que esas mujeres fallecidas por prácticas desmesuradas pudieron haber recibido una atención médica que resguardara su salud, se le ocurrió la idea de crear una clínica ambulante que navegara y se dirigiera a los países donde no hay una ley que permita el aborto. De esta forma se generó un medio seguro que brinda servicios médicos a la mujer, con gente dotada de conocimientos, capacitada y en un sitio saludable.

Así, inició la lucha desde altamar, con la idea de que las mujeres dejen de cargar con una culpa que es indebida, ya que el aborto es un derecho. De esta forma se rompe el tabú.

Es la opinión de una mujer emprendedora, visionaria y premiada. Rebecca Gompters, recibió el galardón de “Mujer del año 2001” de una reconocida revista estadounidense (MS), por su labor de idear un heroico e ingenioso plan para proveer servicios de salud reproductiva alrededor del mundo. (Ojo, queridas/os lectoras/es de columnas con tópicos de libertades de origen holandés, este reconocimiento se otorgó luego de que la doctora estuvo en México, sólo dos años después).

Mujeres sobre las Olas viaja y cuenta con una doctora especializada en abortos, con una ginecóloga y una enfermera especializada. Los servicios que prestan exceden los más altos estándares para el aborto, en Estados Unidos y Holanda.

Pueden hallar información en el sitio de internet http://www.womenonwaves.org

LA SÁTIRA:

Según el cardenal primado cubre pederastas: “Las mujeres han sido encomendadas por Dios para ser madres y esposas”. Es decir, en palabras de este conspicuo jerarca eclesiástico, las mujeres son como los conejos: a tener hijos y ubicar su lugar en la cadena alimenticia, total “hallan en esta noble tarea felicidad y realización”. ¿Ser esposa y madre, antes que ella misma? No señor. Ya no haga declaraciones bajo efectos de consignas misóginas.

El vocero del arzobispado, el genio de los calificativos, Hugo Valdemar Romero, llama a Ebrard Casaubon un “dictadorzuelo” y “defeño pontífice”. Esto, luego de que, según los jefes católicos, Marcelo puso en peligro su alma y su salvación eterna. Señores, les recuerdo que ya Juárez logró con la Reforma hacer hincapié en que la Constitución es la regla mayor que rige a esta República. Las iglesias son propiedad del Estado y México se rige por normas laicas. La intromisión en asuntos políticos del clero debe, según nuestra Carta Magna, ser sancionada conforme a derecho. Nadie puede pasar por alto las leyes que democráticamente son aprobadas en la Asamblea, pues son para beneficio popular. Si en la República Mexicana hay libertad de culto, ahora también, las mujeres tendrán mayor libertad de elección.

Desde este número, Pantagruel, una columna que atrae lo que pasa en el mundo, para, confrontarlo con la realidad nacional. En honor a Francios Rabelais, gran humanista en tiempos de Inquisición.

Anuncios